Buenas prácticas psicológicas

Recientemente se celebró en L.A. la ‘EXPO TRADERS’ donde se impartieron una serie de conferencias sobre trading.

Brett Steenbarger fue uno de los conferenciantes y expuso las mejores técnicas para llegar a ser tu propio manager y autocontrolarse.

Básicamente vino a decir que aún teniendo las aptitudes necesarias para el trading (exposición al riesgo consciente y controlado) y un sistema con esperaza matemática positiva, puede que no se acabe teniendo éxito.

TRABAJAR TODOS LOS COMPONENTES EN DISTINTOS ESPACIOS TEMPORALES.

Para una operativa de éxito debemos tener bien aprehendidas unas técnicas de trading con las que nos sintamos cómodos.

Después debemos saber ponerlas en práctica adecuadamente, y ejecutar la técnica en mercado eficientemente. Entrar en buenos precios, respecto a la técnica.

Una vez dentro del mercado hay que saber manejar la posición, es decir, el tamaño de la misma. Si entramos y vamos añadiendo o entramos y vamos deshaciendo posiciones.

Como no, deberemos tener claro un objetivo de salida que también hay que trabajar y adaptar al entorno del mercado.

Estos 4 componentes forman la parte más técnica para desarrollar aptides. Pero a su vez debemos trabajar en nosotros mismos, en el desarrollo de actitudes.

TÉCNICAS PSICOLÓGICAS

Aún teniendo las aptitudes desarrolladas y bien trabajadas, en ocasiones nos veremos inmersos en rachas negativas o inesperados resultados que pueden afectar nuestras actitudes y con ello la aplicación de nuestro método.

Una de las prácticas para inhibir el desencadenamiento de situaciones y actitudes indeseadas es:
PRIMERO llegar a un estado de concentración relajación total, a partir del cual rememoremos una situación que nos ha desencadenado hacia la frustración o ansiedad (pérdidas, objetivos no alcazados), hay que revivir las mismas sensaciones.
SEGUNDO, mediante repeticiones conseguimos inhibir esa frustración a través de nuestro estado relajado. De este modo cuando vuelva a surgir el desencadenante de la frustración, ésta será mucho menor ya que lo estamos mitigando cada día a través de la relajación-concentración.

Por otro lado, debemos aprender a observarnos a nosotros mismos. Hay que reconocer el estado en el que estamos, si nos afecta el aburrimiento, el miedo, la avaricia, la frustración, un exceso de confianza… De este modo, reconociendo nuestras sensaciones, éstas dejan de retroalimentarse.

Asímismo, si es importante activar el observador interno, más aún es identificar nuestros propios pensamientos y autoconversaciones negativas, obviándolas o evitándolas. Muchas de las cuales seríamos incapaces de expresarselas a un tercero, pero inexplicablemente nos las decimos a nosotros mismos. Esto conlleva a retroalimentar el círculo negativo de miedo, ansiedad o frustración.

Sobre esta base, no es más importante entonces centrarnos en errores y pensamientos negativos. Sino aprender de los errores y construir a partir de los mismos la serie de ventajas que nos permiten mantener nuestros resultados positivos. Hay que desarrollar las fortalezas, reconocer lo que hacemos bien y fomentarlo. Centrándonos en esto cambiamos fisiológica y químicamente nuestro cerebro, lo que nos ayudará a mantenermos donde solemos llegar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: