Estrategia

Cualquier negocio que se precie requiere un plan, una estrategía a seguir. En lo que a los mercados financieros se refiere, no es suficiente un conocimiento básico y técnico del negocio, además nos tenemos que conocer a nosotros mismos, nuestras reacciones, y saber manejarlas como una variable externa.

1) AUTOCONOCIMIENTO: desarrollo de técnicas y métodos para aprovecharnos de nuestras reacciones más básicas sin ser presos de ellas (miedo, avaricia, exceso de confianza, frustracción). En ocasiones, simplemente observándonos conscientemente es suficiente para reducir sus efectos.

2) MÉTODO: desarrollo de un método de especulación o plan de ejecución que se adapte a nuestro perfil. Es probable que un sistema de especulación eficaz y rentable para uno, sea un desastre para otro porque no se adapta a su forma de ser. (Puedes hacer un viaje en tren, avión, coche o bici, pero nadie mejor que uno mismo para saber qué medio es el que más conviene. El de la bici será más paciente, con menos recursos que el que va pilotando el avión, con más recursos y asumiendo más riesgos).

3) GESTIÓN DEL RIESGO: hay que medir el riesgo que podemos asumir y poner las probabilidades a nuestro favor. Midiendo el potencial de ganancia con el de pérdida, ganando AL MENOS lo mismo que arriesgamos, y a su vez limitar el riesgo global para sobrevivir.

1er. objetivo es sobrevivir, no arriesgar más del 1-2% del capital en cada operación, y en una racha negativa de 3 o 4 intentos fallidos, parar, estudiar e investigar las causas.

2nd. objetivo es que el capital vaya aumentando constantemente aunque sea poco. Nos creará un estado mental de confianza, aunque no se debe perder el control y que la avaricia nos empuje a arriesgar más porque queremos ganar más deprisa.

3º objetivo, por último iremos consiguiendo rendimientos importantes.

Muchos ponen el 3º objetivo como primero y les echan del camino con cualquier racha negativa.

Anuncios

Blog de WordPress.com.

Subir ↑